Colchón de seguridad: Qué es, Cómo crearlo y cómo organizarlo

No, no es un post sobre colchones, es sobre inversión en bolsa.

De hecho, tener un colchón de seguridad es fundamental siempre, aunque no quieras invertir tu dinero.

Una de las normas más fundamentales en la inversión en bolsa a largo plazo es no invertir dinero que vaya a necesitarse en el futuro.

Aunque a largo plazo la bolsa ofrezca una buena rentabilidad, puede ser que a corto plazo baje hasta un 50%, por lo que si se invierte dinero que se va a necesitar y la bolsa baja mucho justo cuando éste se necesita se puede acabar teniendo que vender por necesidad y perdiendo mucho dinero.

Algunos gastos son muy fáciles de predecir, pero siempre estamos a merced de imprevistos, y no podemos dejar que alguno de ellos nos haga vender en un mal momento.

Ahí es donde entra en juego el colchón de seguridad, una reserva de dinero destinada a cubrir imprevistos y que no estará invertido en bolsa.

Tener un colchón de seguridad es imprescindible si inviertes en bolsa, sobre todo si todos tus ingresos dependen de una única fuente, ya que esta podría dejar de fluir en cualquier momento.

Y, como te he dicho, tener un colchón de imprevistos es fundamental aunque no vayas a invertir, por cosas como:

👉 Te permitirá vivir tranquilo y sin preocuparte constantemente por cuánto dinero tienes ahorrado.

👉 Te dará libertad.

👉 Te permitirá vivir sin deudas, y por tanto dejar de pagar intereses sobre algunas de tus compras.

Cómo crear tu colchón de imprevistos

Si no tienes un colchón de seguridad, deberías tenerlo.

Como te he dicho, es fundamental.

La diferencia entre tener 10.000 euros en el banco y no tener nada es gigante, mucho mayor a la diferencia entre tener 100.000€ o tener 10.000 euros.

Te dará tranquilidad, te permitirá vivir sin pensar en cuánto dinero tienes, te permitirá afrontar cualquier imprevisto, etc.

¿Cómo crearlo?

Solo tienes que hacer 1 cosa, Ahorrar dinero.

Ya está, realmente no tienes que hacer nada más.

¿Y cómo ahorrar?

Te lo cuento en esta mega guía sobre cómo ahorrar dinero que te dará todos los detalles y trucos para lograrlo.

Cómo tiene que ser tu colchón de seguridad

El grosor del colchón de seguridad si que es algo que depende de bastantes circunstancias.

colchon de seguridad

Un funcionario, por ejemplo, no tendrá mucho miedo de perder su trabajo, por lo que puede tener un colchón de seguridad menor.

Alguien con unos gastos muy elevados deberá tener un colchón mayor que alguien que vive en casa de sus padres y no gasta prácticamente nada.

Como vemos, planificar el colchón de seguridad depende mucho de las circunstancias personales, pero veamos un ejemplo para tener una idea general de lo que podría ser

  • Reserva cotidiana. 2 meses de gastos. Liquidez, a reponer lo gastado con el salario a fin de mes.
  • 1ª reserva de emergencia. 12 meses de gastos. Depósitos o cuentas remuneradas como la de My Investor. En caso de utilización, reponer gradualmente (para no anular tanto el crecimiento de la cartera) con un 50% del ahorro mensual hasta total reposición.
  • 2ª reserva de emergencia. 6 meses de gastos. Fondos. En caso de utilización (muy gorda tendría que ser la emergencia para llegar aquí), reponer primero la cotidiano y luego reposición gradual 45% del ahorro a la 1ª reserva de emergencia, 20% a la 2ª.

Lo más importante es no invertir en bolsa sin tener un colchón de seguridad, ya que es una de las pocas maneras que tenemos de perder dinero si invertimos a largo plazo

➤➤ ¿No sabes cuál es la mejor opción para alguien que quiere invertir su dinero a largo plazo para no tener mucho riesgo?

SOBRE MI