Ahorra-Gimnasio

El gimnasio es uno de esos gastos fijos que tiene mucha gente y que mes a mes implica un gasto que a la larga acaba siendo muy elevado. Como ya hemos visto en otras ocasiones , como por ejemplo con el café, un gasto que parece pequeño acaba acumulándose cuando pasan los años y se convierte en una cantidad muy a destacar. En este artículo intentaré ver cuanto se puede ahorrar alguien si deja de ir al gimnasio.

La gente que va a un gimnasio suele tener diferentes motivos. Algunos lo hacen porque así se sienten obligados, otros porque se relacionan con gente o porque van a clases dirigidas, e incluso algunos pagan sin ir ni una vez al mes. En algunos casos el gimnasio es algo a lo que la gente no querrá renunciar por mucho que ahorre (algo totalmente comprensible), pero en otras ocasiones leer este artículo puede ser el impulso que se necesita para sumar ese ahorro a nuestra cantidad a invertir.

Renunciar a hacer ejercicio a cambio de ahorrar no parece muy buena idea, al menos no muy saludable, pero seguro que podemos encontrar alternativas más baratas para hacer ejercicio. Alguien que va al gimnasio a correr en la cinta y a hacer pesas puede perfectamente salir a correr a la calle, comprar un set de pesas casero y conseguir los mismos resultados. Alguien que va al gimnasio a clases dirigidas puede, aunque sea un poco más cutre 😛 ,poner un vídeo de youtube de los miles que habrá y hacerlo en casa delante del ordenador.

Hace unos años había gimnasios carísimos, pero ahora con la crisis parece que salen ofertas bastante mejores. Supondré un precio mensual de 40€, cantidad que me parece bastante realista como media.

Un gasto mensual de 40€ implica un total de 480€ al año, suma que supone 4800€ al cabo de 10 años. En el caso de una pareja que va al gimnasio, dejar de ir y buscar alternativas gratuitas para hacer ejercicio implica ahorrar 9600€ en 10 años, en mi opinión una barbaridad que hace que valga la pena al menos planteárselo.

40€ al mes de gimnasio parece una cantidad tan insignificante que el artículo puede parecer una broma, pero por culpa de gastos como estos la gente está inmersa profundamente en la carrera de la rata. 40€ de gimnasio, 50€ de internet y teléfono, 600€ de hipoteca, 30€ del seguro del coche, 100€ en gasolina, 200€ en facturas, 100€ en cenar por ahí una vez a la semana……… Sumando y sumando, solo con lo enumerado se llega a 1120€, que puede ser perfectamente el sueldo mensual de alguien. ¿Se puede vivir así? Se puede, pero no se puede ahorrar y cuando lleguen malos momentos, cosa que puede pasar y que le está pasando ahora a mucha gente, se pasará mal.

Si quitamos 40€ de gimnasio, nos pasamos a un internet más barato y ahorramos 20€ más y intentamos gastar menos al salir a cenar ahorrando 40€, ya tenemos 100€ al mes, que es poco pero ya son 1200€ al año. Si se va ahorrando, aunque sea poco, se empieza a poder salir de la carrera de la rata y se puede estar preparado si llega un imprevisto. Por tanto, aunque lo del gimnasio parezca insignificante, no lo es, y si se suma a otras cosas llega a ser MUY IMPORTANTE 😀

Seguro que tienes consejos interesantes para ahorrar un extra cada mes, no lo dudes, compártelos en los comentarios 😉 No dudes en compartir el artículo si te ha parecido digno 😀